Cuando me propusieron organizar la Bienal OFF -creo que casi por casualidad después de haber expuesto en el MIAC- no sabía mucho acerca de esta iniciativa, salvo lo que se puede encontrar por Internet.

Tenía alguna noción después de haber asistido a los cursos organizados por la UNED en la Universidad de Verano de Lanzarote y haber preguntado en multitud de ocasiones sobre el graffiti que se encuentra cerca de la rotonda de El Gran Hotel de Arrecife.

Desde un principio, quise contar con la ayuda de artistas que trabajan o residen en Lanzarote. Al hablar con muchas de las personas que estuvieron implicadas o que organizaron las primeras OFF, éste era, al parecer, su carácter original. Durante éstas conversaciones, me di cuenta del cariño y buenos recuerdos que guardaban de todos de los eventos que se programaban en la OFF. Algunas de las iniciativas surgían casi de forma improvisada a partir de otros organizados oficialmente.

En mi caso, cuando comencé a barajar el proyecto, contacté con artistas y productores locales que conozco, y sé que trabajan duramente para que se promocione el arte y la cultura en la isla. Como es el caso de las asociaciones culturales El Parto Cerebral y Ars Magna, el comisario Adonay Bermúdez, la arquitecta e ilustradora Barbara Müller o Goli Méndez en el caso de la música.

Pero sabía que no podía quedarme en una posición cómoda, me he esforzado en contactar con personas que no conocía absolutamente de nada, intentando así, presentar el trabajo de otros artistas que están empezando u otros que tal vez nunca han participado en eventos de este tipo, dándole así riqueza a la propuesta. Como por ejemplo la participación del colectivo de fotógrafas A.F. Punctum, entre otros.

Mi obsesión desde hace unos años ha sido intentar promocionar el arte o proyectos culturales, pensados y realizados por los más jóvenes. Pienso que todo festival o encuentro artístico, debe proporcionar espacios para las personas que están empezando. Y más aún, en los momentos de crisis económica como el que vivimos. Personalmente, admiro los proyectos culturales que intentan establecer puentes y dialoguen con el día a día de las personas. En cuanto supe que sería el coordinador de la OFF de esta Bienal, pensé en seguir esta linea de trabajo.

Por supuesto, es innegable que existe una influencia propia en la organización de la Bienal OFF. He tratado de seleccionar actividades y eventos que me gustaría disfrutar como espectador. Es decir, proyectos que se centran en el graffiti, la música electrónica, la intervención en el espacio público, la ilustración, el reciclaje e incluso algunos con un carácter más social como es el taller que realizará el fotógrafo Gerson Díaz en el municipio de Tías, este último gracias a una propuesta particular de un colectivo vecinal.

A su vez he querido dar importancia a las salas emergentes, la exposición Muaré cuenta con obras de artistas ya consagrados o profesionales. Y así poder aportar mi granito de arena con el espacio El Quirófano en Arrecife. Una buena forma de darle difusión a estos nuevos espacios jóvenes tan necesarios para la difusión del arte contemporáneo y la actividad del tejido cultural de la capital..

Lanzarote es uno de los lugares más sorprendentes que he conocido, desde que llegué me quedé impresionado de la cantidad de artistas o personas dedicadas a intentar sacar adelante proyectos culturales. Personalmente, solo espero que esta OFF sirva para dar un pequeño impulso a la cultura local e intentar estar a la altura del gran trabajo que hicieron todas las personas que han hecho posible que la Bienal OFF exista.

Victor GM
www.twoasterisks.com

Coordinador de la Bienal OFF